Agua y arena

Entonces se dibujó un camino en la arena.
Lo siguió a tientas mientras el viento lo borraba tras de sí, olvidando.
Guiada por un camino de astros, llegó a un oasis
y el agua le devolvió la mirada