Miopía IV: ironía

La ley: sacarme las lentes de contacto para dormir.

Lo curioso: a pesar de no tener lentes, cuando sueño (mientras duermo) la miopía desaparece y tengo visión perfecta.

La ironía: si me quedo dormida con las lentes puestas (en la ocasional siesta de transporte público) lo más probable es que me levante con ojos resecos y visión comprometida.